Despertar Nacional

28jul13 AYSA 270713fotodepresidencia1
Sábado, 27 de Julio de 2013
“Cuando uno elige, hay que hacerlo pensando en el país”, afirmó la Presidenta

La presidenta Cristina Fernández inauguró este mediodía la ampliación de la planta depuradora Norte (segundo módulo) por parte de la empresa AySA, en el partido de San Fernando, que permitirá brindar servicio cloacal a 300 mil habitantes. Asimismo, inauguró obras de saneamiento en Esteban Echeverría, 3 de febrero y Campana. La Jefa de Estado defendió la recuperación de AYSA y destacó que en la última década se llevan invertidos 33 mil millones de pesos en todo el país en agua y cloacas. “Esto que hemos logrado en esta década no es mío, no es de este gobierno, es de los 40 millones de argentinos, que se lo merecían”, aseguró la mandataria.
La presidenta Cristina Fernández inauguró hoy la ampliación de la planta depuradora Norte (segundo módulo) por parte de la empresa AySA, en el partido de San Fernando Con una inversión de $291 millones, la obra permitirá brindar el servicio cloacal a 300.000 habitantes, que duplicarán la capacidad actual, llevando su producción diaria a 150.000 metros cúbicos diarios de efluentes tratados.
La Jefa de Estado aseguró que “hoy es un día no solamente del agua potable y las cloacas, es un día del medio ambiente y la salud de los argentinos”. Señaló que “el agua, la cloaca, la enterrás, no podés salir a mostrarla por la televisión”, pero resaltó que “sirve para que haya menos chicos enfermos, menos mortalidad infantil, para que haya mejor calidad de vida”.
La Primera Mandataria afirmó que estas obras se pueden realizar gracias a que “hubo un hombre que en marzo de 2006 firmó un decreto rescindiendo la privatización de los servicios de agua y cloacas de la ciudad de Buenos Aires y el Gran Buenos Aires”. Recordó que la vieja Obras Sanitarias “durante la década del 90 había sido privatizada y entregada a una empresa de origen extranjero”. Y apuntó que la planta de tratamientos de efluentes cloacales que esa empresa debía construir “estaba programada iniciarla en el 2019”. “Hubiera sido mejor ponerle “en el día del arquero””, aseveró.
En cambio, Cristina Fernández anticipó que, mediante la gestión de AYSA, la planta de Berazategui que procesa todos los líquidos cloacales del Gran Buenos Aires, se terminará en 3 meses. Indicó que entre Capital y Gran Buenos Aires se llevan invertidos “más de 15 mil millones de pesos en agua potable y cloacas. Y agregó que si se le suma el resto del país, “llevamos invertidos en esta década ganada en todo el país mas de 33 mil millones de pesos en agua y cloacas”.
La Presidenta recordó las críticas que recibió el gobierno cuando Kirchner tomó la decisión de estatizar AYSA, al tiempo que el Frente para la Victoria fue el único bloque que votó la ley “para poder darle agua y cloacas a los habitantes”. “Por eso en la vida hay que elegir, pero cuando uno elige hay que hacerlo en serio, pensando en el país”, enfatizó.
La Jefa de Estado advirtió que “los que tienen plata son los que siempre tienen agua y cloacas, o por lo menos tienen la posibilidad de llevar a cabo su propio saneamiento”. Afirmó que “había que pensar en los que menos tienen”.
Pero indicó que las obras de saneamiento “no solo benefician a los que menos tienen”, ya que señaló que “cuando se mejora el ambiente, los chicos se enferman menos, las mujeres que van a trabajar a sus casas, los obreros, se enferman menos. Entonces esto beneficia a los 40 millones de argentinos”.
“Esto tenemos que pensar los que tenemos la fortuna de que la vida nos permitió tener un trabajo, un mejor pasar, que abrimos la canilla y sale el agua, tener pileta de natación”, advirtió y reiteró la necesidad de “crecer parejo, que es lo que necesita la Argentina y necesita el mundo”.
Aumento de la provisión de cloacas y agua potable
La Presidenta de la Nación sostuvo que de acuerdo a los datos que suministró el último censo, la cobertura de agua subió al 84% de la población y la cobertura cloacal al 53%. Afirmó que “es la primera vez que la tasa de crecimiento vegetativo de la nación es menor que el crecimiento de las cloacas y agua potable”. “Por primera vez en 50 años el censo arroja crecimiento positivo por más de 5 puntos por el agua potable y las cloacas”, remarcó. Y consideró que “esto es un salto cualitativo fenomenal, lo pudimos dar por un salto fenomenal en materia de infraestructura”.
La Jefa de Estado señaló que “la cobertura al 21 de marzo de 2006, en San Fernando era solamente del 59%, en 2013 tiene el 91%”. Además, repasó datos del crecimiento de cloacas y agua potable en varios distritos del Gran Buenos Aires.
En ese sentido, resaltó que el municipio de Vicente López mantiene el 97% de cloacas y de agua que tenía en 2006. Se preguntó: “Qué necesidad tenía Vicente López de que Aguas Argentinas fuera pública o privada, si tenía casi el 100%”. Pero remarcó que “la culpa no la tienen los que tienen, sino los dirigentes políticos que no se hacen cargo para poder resolver las cosas”.
La Mandataria admitió que “allí nos criticaban mucho, porque no se daban cuenta lo que les faltaba a los demás”. Sin embargo, explicó que “lo que pasa es que los medios de comunicación que deben informar, tapaban todo, para que vos pienses que los gobiernos populistas son malos y que mejor sería volver a la década del 90”.
Recordó que un grupo concentrado de medios “cuando las AFJP manejaban los recursos de los trabajadores, pudieron tener plata vendiendo acciones que valían 2 mangos por 20”. Consideró que “tal vez por eso son tan nostálgicos de los 90” y advirtió que “tienen sus representantes en algunas listas”. “Nuestros representantes son los representantes de la década ganada”, subrayó.
Cristina Fernández sostuvo que más allá de los datos, “lo importante es saber por qué te llegan las cosas”. Al respecto, señaló que “no te llegan mágicamente, sino porque el Estado además de recuperar Obras Sanitarias, hoy AYSA, Aerolíneas o YPF, con inversiones muy importantes en infraestructura, logró revertir un modelo totalmente ausente, en un Estado comprometido con las necesidades, no solo de los mas humildes, sino también de los empresarios, de los comerciantes”. Y agregó que a los que se les da el servicio de agua se lo hace “subsidiando por parte del Estado, para tener beneficios por parte de los vecinos y para darle competitividad a la economía”.
Defender lo alcanzado en la última década
La Presidenta recordó que “no había cloacas, no había agua potable, no había trabajo, no había salarios, no había jubilaciones, no había un montón de cosas en la Argentina”. Afirmó que “14 años estuvo congelado el salario mínimo vital y móvil en 200 pesos, como estaba congelada la jubilación en 150 pesos”. “Llevamos en estos 10 años, un aumento del 1700% de ese salario mínimo vital y móvil. Mídanlo con el índice que quieran, pero les puedo asegurar que las cuentas siempre son a favor de los trabajadores en estos 10 años”, sostuvo.
“Lo ves en la ropa de la gente, en las zapatillas que usan los pibes, en los autos usados, en las fábricas que estaban cerradas y volvieron a abrir, porque generamos mas de 5 millones de puestos de trabajo”, remarcó. Asimismo, destacó que los aumentos en las jubilaciones comenzaron antes de la recuperación de las AFJP y remarcó que Néstor Kirchner “tenía un gran respeto por los viejos, porque vio laburar a su padre todos los días”. “Somos hijos de laburantes, que teníamos que tener trabajo y asegurada la jubilación para poder tener una vida digna”, enfatizó.
Por ello, la mandataria aseguró que “estos derechos no son eternos”, al tiempo que pidió “que todos entiendan esto”. “Hasta 2003, había mucho para pocos, y todos los demás con la ñata contra el vidrio”, resaltó.
Lamentó que “lientras los que se quedaban sin trabajo, eran los operarios, no pasaba nada; pero qué lío se armó cuando se quedaron con los ahorros de la clase media”. “Cuando vienen esos modelos económicos que algunos quieren restablecer, primero sufren los de más abajo, luego los trabajadores, luego los pequeños empresarios, luego la clase media y termina empaquetando a todo el país”, puntualizó.
“Yo no soy eterna, pero el trabajo que pudieron conseguir tampoco es eterno”, remarcó Cristina Fernández. En ese sentido, advirtió que “el 25% de desocupación, las grandes privatizaciones, la pérdida de obras sanitarias, las líneas telefónicas, los medios de comunicación, no fue durante dictaduras militares, fue en plena democracia”.
La Presidenta consideró que “muchas veces uno cree que lo que tiene es para siempre, la vida te enseña que hay cosas que son inevitables que te las saquen”. Y señaló que “los beneficios sociales, económicos, salariales, de vivienda” tampoco son eternos.
“Yo quiero que esto que hemos logrado en esta década sea celosamente cuidado por los 40 millones de argentinos. No es mío, no es de este gobierno, es de los 40 millones de argentinos, que se lo merecían”, sostuvo.
Recordó que a los científicos también se los echaba como durante la Noche de los Bastones Largos, o después cuando “ya no había palos, pero a los científicos del CONICET los mandaban a lavar los platos”. “Necesitamos la memoria, no para mirar para atrás, sino para que esa memoria nos permita mejor claridad el presente y el futuro, para que ese futuro sea mucho mejor”, remarcó.
La Jefa de Estado aseguró que seguirá trabajando por “el sentimiento que siento por la patria, la responsabilidad que siento como argentina, y la responsabilidad por lo que le prometí a él (por Néstor Kirchner), para que lo que él había comenzado, siguiera adelante para millones y millones de argentinos”. “Los invito a seguir adelante y les pido que me apoyen para poder seguir haciendo estas cosas”, expresó.
Y concluyó: “Ayudarme a mí no es ayudar a Cristina Fernández de Kirchner, es ayudarse a ustedes mismos, a sus hijos, a sus nietos, y ayudar a un país, donde la patria volvió a tener sentido, y a volver a ser algo más que mirar la bandera”.
La Presidenta estuvo acompañada durante el acto por el gobernador bonaerense Daniel Scioli, el ministro de Planificación, Julio De Vido, el intendente de Lomas de Zamora, Martín Insaurralde, el titular de AYSA, Carlos Ben, y el secretario general del sindicato de Obras Sanitarias, José Luis Lingeri.
Plan Director de AYSA y Obras en San Fernando
En el marco del Plan Director de AySA, se lleva a cabo un programa de obras de saneamiento sin precedentes y el más importante de los últimos 50 años, con inversiones destinadas prioritariamente a la expansión de los servicios, a la mejora de la calidad de las prestaciones y del cuidado del medio ambiente.
En la última década, se cuentan 5.685.696 nuevos argentinos con agua potable segura por red y 4.461.713 con cloacas, de modo que la tasa de crecimiento en cobertura, tanto de agua como de cloacas, por primera vez en las cinco últimas décadas mayor que la tasa de crecimiento vegetativo, lo que implica que se está cerrando la brecha de los argentinos que no tienen servicio de saneamiento.
Entre obras terminadas y en ejecución, la inversión total en agua y cloacales había ascendido a 33.094.729.706,00, con lo cual la cobertura de agua, según datos del censo, aumentó del 80% al 84% y en desagues cloacales del 47,2% al 53,18%.
El sistema de saneamiento anunciado en San Fernando permitirá duplicar la capacidad de tratamiento actual de la planta depuradora Norte, llevando su producción diaria a 150.000 metros cúbicos diarios de efluentes tratados. La capacidad de tratamiento será de 0,90 m3 por segundo. Con una inversión de 291 millones de pesos, brindará de esa forma una mejor calidad de vida a más cantidad de habitantes de ese partido y los vecinos de Tigre y San Isidro por dotar de una mayor flexibilidad y confiabilidad al sistema de saneamiento.
La planta de depuración contaba con un módulo y la ampliación corresponde al 2° módulo incorporando dos decantadores primarios, cuatro decantadores secundarios, cuatros cámaras de aireación, un edificio de soplantes, un nuevo edificio para oficinas desde donde se comandará la Planta. Del mismo modo se duplicaron los flotadores de lodos, el digestor, también se realizó el automatismo del módulo 2, y se renovó el del módulo 1.
Obras en Esteban Echeverria, Tres de Febrero y Campana
En videoconferencias con San Fernando, la Presidenta se conectó con los actos que tuvieron lugar en los partidos de Tres de Febrero, Esteban Echeverría y Campana, donde se inauguran obras de saneamiento.
En primer lugar, se comunicó con la localidad de El Jagüel, partido de Esteban Echeverría, donde se inauguró la duplicación de la capacidad actual de la planta depuradora, llevándola de 50.000 metros cúbicos diarios. La inversión inicial es de $221 millones, y llevará el servicio cloacal a 150.000 habitantes. La capacidad de tratamiento es de 0,46 m3 por segundo.
Allí, la mandataria dialogó con la diputada nacional Dulce Granados y el intendente de ese partido, Fernando Gray. Granados aseguró que “esta es una realidad, esta planta de depuramiento de liquidos cloacales para todos los vecinos”, y anticipó que las localidades Carlos Spegazzini y Tristán Suárez, del vecino partido de Ezeiza, “van a poder volcar sus efluentes aquí”. Por su parte, Gray recordó que la planta “fue planeada y diseñada con Néstor Kirchner en 2008”. Y sostuvo que “Aguas argentinas fue privatizada en años oscuros y Néstor Kirchner la devolvió al pueblo”.
En segundo término, la Jefa de Estado se comunicó con el partido de Tres de Febrero, donde se inauguraron las Obras básicas y redes secundarias de ampliación de la red cloacal y nueva estación de bombeo en Churruca, Loma Hermosa y Escalada A. Las obras proveerán los desagües cloacales a un área de 1,5 kilómetros cuadrados del partido de Tres de Febrero, mediante la instalación de 50.000 metros de cañerías que beneficia a 16.415 habitantes, con una inversión de $45 millones.
La diputada nacional Teresa García expresó a la mandataria que con la estatización de AYSA se la puso “en manos de quienes tienen claro que la inclusión es inexorable, porque el agua y las cloacas son un servicio indispensable para los vecinos que hasta hace poco estaban excluidos”. “Esto es posible cuando se trabaja en conjunto con intendentes que priorizan a su gente y que pueden estar seguros que el gobierno nacional les tiende la mano”, afirmó. Por su parte, el intendente de Tres de Febrero, Hugo Curto, reconoció la tarea de Néstor Kirchner, con quien coincidió en la necesidad de “las cloacas y agua”, los cuales son “elementos imprescindibles para la gente, para cambiar la calidad de vida”. Señaló que antes “los vecinos la pagaban y pagaban mas de mil dólares cada vecino. A partir de la venida de Néstor al gobierno, hoy estamos culminando con el 95% de cloacas y 90% de agua y la gente paga solamente el enganche de su casa a la puerta”. Además, resaltó que se llevó a cabo con “mano de obra de las cooperativas de Argentina Trabaja”.
Por último, la Presidenta se comunicó con el partido de Campana, donde se inauguraron 122 conexiones de la planta de tratamiento de efluentes correspondientes al tramo 4, en el barrio Alberdi, con una inversión de $1.026.297,00, que beneficia directamente 600 personas, cerrando anillo de una población de 2000 personas.
La Mandataria conversó con la diputada nacional Juliana Di Tullio, la intendenta local, Stella Giroldi, una vecina y Marcos, un niño con discapacidad que saludó a la Presidenta. Di Tullio recordó que cuando se votó la recuperación de AYSA votó “solo nuestro bloque, el Frente Para la Victoria, nadie nos quiso acompañar en esa decisión”. Por su parte, la intendenta Giroldi recordó que el partido tiene “casi el 95% de agua potable” y alentó: “Sigamos trabajando, sigamos apostando, sigamos con esa fuerza que ud. nos da”.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Nube de etiquetas

A %d blogueros les gusta esto: